Ultracavitación

Presupuesto personalizado

Creemos que el tratamiento perfecto también debe tener un precio perfecto.

Solicita un diagnóstico médico estético gratuito y te ofreceremos un presupuesto totalmente personalizado y ajustado a tus necesidades.

30€ la sesión o bono de 6 sesiones por 150€

* Todas las sesiones incluyen presoterapia

Con la Ultracavitación combatimos la grasa localizada y la celulitis. El tratamiento reduce el volumen corporal, mejora la circulación y ayuda a la eliminación de líquidos. Todos las sesiones de Ultracavitación incluyen Presoterapia y Terapia Vibracional, de forma gratuíta.

Preguntas frecuentes – FAQ

La cavitación estética no se considera un método para perder peso. Con la cavitación consiguimos eliminar la acumulación de grasa de zonas localizadas que no puede eliminarse mediante dietas o ejercicio.

Dependerá de la importancia, severidad y extensión del problema, pero por lo general se suelen realizar entre unas 6 y 12 sesiones
con una frecuencia de dos sesiones por semana.

Los individuos con implantes de dispositivos tales como marcapasos o prótesis no deben someterse a la cavitación ultrasónica. Las mujeres embarazadas y las madres en lactancia materna tampoco tienen aconsejado este procedimiento.

Si, es un tratamiento aplicable en ambos sexos.

No es doloroso. Es posible que aparezca algo de enrojecimiento de vez en cuando, pero no causa dolor.También es posible que note un ligero zumbido en los oñidos a consecuencia del ultrasonido.

No requiere de preparaciones previas.

Después de una sesión es siempre necesario realizar un drenaje linfático con presoterapia, además durante todo el tratamiento es
necesario ingerir al menos 2 litros de agua diarios para ayudar a eliminar del organismo la grasa destruida.

 Es un procedimiento no quirúrgico que no requiere anestesia. Se trata de un método no invasivo y te permite continuar con tu vida social con normalidad antes y después de las sesiones.

Una vez terminado un tratamiento completo según las indicaciones del especialista, no existe riesgo de recuperación de la grasa destruida siempre y cuando el paciente lleve una pauta y habitos alimenticios adecuados.

Este tratamiento se complementa con sesiones de presoterapia y mesoterapia lipolítica o intralipoterapia.